Etiquetas

, , , ,


image

Hola, te escribía para decirte todo lo que me he callado durante estos 3 años.

En muy poco tiempo lograste sacarme millones de sonrisas y me da igual lo que digan, no cambio por nada del mundo el tiempo que estuvimos tu, yo, y nuestras fotos. Los recuerdos haciendo el payaso en la piscina de aquel caluroso verano. Me importa bastante poco que piensen mal de tí y que te critiquen. Ya me dá casi todo igual, menos tú, y esa paz que me transmitías, ya que desde que te marchaste no la encuentro por ningún sitio, por mucho que la busque y la rebusque por las calles de Madrid. Pensarás que estoy chalada, pero mentiría si te dijera que estoy cuerda. Quería decirte que fuiste lo mejor que me pasó en 18 años. Que te debo un mundo. O varios. Y cien mil universos, con sus galaxias, sus estrellas, sus planetas y sus lunas y soles. Que ojalá te hubiera conocido antes. Cuando mi vida era luz y no oscuridad. Cuando todo era una primavera sin fin, y no un invierno mudo, en blanco y negro. Fuiste mi ángel guardián. Mi estrella. Y ojalá me hubiera dado cuenta antes de cuanto me importabas en realidad, en vez de cerrarme en mí misma, en mi jardín de rosas marchitas. Perdona si alguna vez no supe ver que lo estabas pasando mal. Discúlpame si no te dí todos los abrazos que te merecías.
Ya ves, al final, por miedo a perder, perdí. Y de nada sirve ya buscarte entre la gente.

image

Y ahora te veo con otra, y no puedo evitar sonreir de verte feliz. Porque te lo mereces. Te mereces todo lo bueno que te pase, cielo. Aunque por dentro el alma se me quiebre en cuatrocientos mil pedazos de lágrimas, al verte con ella.
Es entonces cuando me dí cuenta de que el amor era eso, ver a la persona que quieres feliz y contenta, ya sea cerca o a mil kilómetros de ti. Es lo único que importa. Lo único que de verdad me importa.
Ahora lo entiendo todo. Ahora lo sé. Sé que nunca me perdonaría volver a verte llorar como cuando nuestra despedida. Sé que lo más valioso, tu gran tesoro, son tu sonrisa y tu risa. Se que no quiero que sufras. Que da igual que no estés junto a mí, que en esta vida no se puede tener todo. Y que si para que tu seas dichoso yo me tengo que apartar, pues no pasa nada. Si con eso consigo que no derrames ni una sola mirada de tristeza. No quiero que acabes como ese piano solitario y lleno de polvo que adorna la salita de la vieja mansión de la colina.

image

Querido amigo, fuiste lo mejor que hubo en mi vida. No lo dudes. Llegó a mis oídos de tu pena por pensar que nunca me hiciste feliz, más no es verdad. Si me veías con esa cara, era porque mi vida iba cuesta abajo y sin frenos. Pero cuando estaba contigo intentaba disimular. No quería que me vieras llorar, ni tampoco que te preocuparas más de lo que ya lo hacías, de los problemas de esta tonta del culo, de esta loca de remate. Al fin y al cabo, fuiste de las pocas personas que se quedaba a mi lado, a pesar de las tormentas y los huracanes que existían en mi interior.

Dudo mucho que nos volvamos a ver, y créeme que no será por mí y mis ganas; pero si gracias a las casualidades de esta vida y a pesar de todo, nos volvemos a encontrar en el camino, aquí estaré con los brazos abiertos y una sonrisa más grande que el universo entero, para tí.

Por favor, nunca dejes de vivir. Hazlo por esta jodida llorona que ahora te escribe esto, aunque es probable que jamás lo leas. Sé feliz. Por mí. Por ti. Por los dos. Construye con ella, lo que jamás pudiste construir conmigo.

Adiós. Hasta que el destino, o la vida quiera volver a cruzarnos en el mismo camino.

image

 

Espero que les haya gustado.

Con mucho gusto,
Nawin.

Anuncios